El trabajo permanente realizado por las autoridades en los terminales marítimos del país se ha venido perfeccionando con la puesta en marcha del servicio de navegantes, hombres y mujeres de la Policía Nacional han recibido entrenamientos básicos para sortear las dificultades en el mar, haciendo patrullajes nocturnos y observando el desarrollo comercial de la actividad portuaria.

Es así, como en las últimas horas, esto los condujo a realizar una inmersión subacuática muy cerca al Puerto de Buenaventura en donde lograron encontrar cinco tulas en lona de color negro, estas estaban ocultas a una corta profundidad y amarradas unas a otras para evitar que la corriente marina se las llevara.

Aquí, las organizaciones narcotraficantes esperan la noche para contaminar los buques con el alijo, la embarcación que habían escogido, pronto zarparía con destino a centro América y

posteriormente a los Estadios Unidos, luego de extraer las tulas, se encontró en el interior de estos 208 kilos de clorhidrato de cocaína en rectángulos.